En este momento estás viendo Paseando por Cesarea Marítima, entre las huellas de Roma en Israel

Paseando por Cesarea Marítima, entre las huellas de Roma en Israel

Cesarea Marítima, Israel

Cesarea, Israel

Hoy mis recorridos virtuales me llevan a Cesarea Marítima, en Israel. En tiempos en los que parece que nos hubieran cortado las alas, disfruto recordando lugares en los que estuve y de los que, todavía, no les he hablado. Uno de ellos es este lugar excepcional que se parece mucho a los Foros Imperiales de Roma.

Isreal

Cesarea, Israel

Por qué vuelo con la imaginación a Israel? Porque durante la cuarentena ocupo mi tiempo en muchas cosas, entre ellas viendo series. Netflix agregó esta semana la tercera temporada de «Fauda», un policial que transcurre precisamente allá y describe historias de agentes en el marco del conflicto con Palestina. Entonces, cómo no recordar el road-trip que hice hace muy poco tiempo?

Cesarea Marítima, Israel

Cuando dejamos atrás TelAviv-Yaffo, uno de los primeros lugares que conocimos fue precisamente Cesarea. Con el marco extraordinario del Mar Mediterráneo se descubrieron estas excavaciones que datan de la época del Imperio. Se trata de una mezcla de fortaleza y teatro romano en excelente estado de conservación. Nuestro guía, Benja, un uruguayo que se instaló con su familia hace mucho tiempo en Israel, nos contaba que ese lugar es sede de eventos y conciertos.

Anfiteatro de Cesarea

Por eso, como la cuarentena en la que vivo no me impide soñar, apunté para un futuro elegir algún recital potente. Así es: voy a comprar mis tickets y viajaré para disfrutar a pleno de la música en ese espacio único, fuera de lo común y frente al mar. Las butacas estaban listas. Y si, por ejemplo, a Paul McCartney se le ocurriera la idea de cantar justo allí? Recuerden que, durante este encierro por pandemia, se permite soñar a lo grande.

Murallas de Cesarea

Murallas de Cesarea

Esta ciudad romana fue fundada por el rey Herodes en el siglo I a.C. y recibió el nombre del protector romano del rey, el emperador César Augusto. Cesarea Marítima era una ciudad rodeada por murallas y tenía un gran puerto, el más importante en la costa mediterránea.

Roca con la mención a Poncio Pilatos, Cesarea

Roca con la mención a Poncio Pilatos, Cesarea

Mi paseo virtual me encuentra en este lugar luminoso, pero muy solitario. No era así cuando estuve allí. Por eso puedo recorrer tranquilamente los vestigios de templos, del palacio real y del anfiteatro. Es aquí donde me imagino sentada bajo el sol implacable de este país alucinante. Como en un espejismo, descubro, instalada en un lugar privilegiado, una roca con una inscripción en la que se menciona a Poncio Pilatos, procurador de Judea. El mismo personaje nefasto que se desentendió de la suerte de Jesús.

Anfiteatro de Cesarea

Anfiteatro de Cesarea

Mientras recorría las gradas de piedras gastadas, me puse a fantasear con los espectáculos de ese antiguo teatro semicircular. Creí escuchar a los espectadores exaltados, saludando a corredores y carrozas. También los gritos «Salve César, los que van a morir te saludan!» pronunciados con furia por gladiadores imaginarios. La escena parecía salida del multi premiado film «Gladiator». No estaba en el Coliseo Romano, pero todo me parecía muy real.

Vestigios de Cesarea

Acueducto de Cesarea

Cesarea Marítima es una ciudad con un sitio arqueológico muy especial. En ella conviven el pasado y el presente. Pero el mayor atractivo reside en este conjunto de edificios, murallas, puertas y un acueducto que datan de distintos períodos de la antigüedad. Son la prueba de la historia tan rica e intensa de este país. Cuando estás en Israel te alucina comprender que en un país tan pequeño se encuentra el origen de todo. Hay una impresionante mezcla de creencias y tradiciones que no pueden menos que conmoverte.

Cesarea Marítima en Israel

Interior del Palacio de Cesarea Marítima en Israel

Este paseo imaginario me lleva a repasar la historia del mundo. Recuerdo que un día, hace muy poco tiempo, caminé junto a otros visitantes entre vestigios que atestiguaban la vida que llevaba la gente hace miles de años. Todo en la antigua Cesarea se presentaba de manera muy atractiva. Me detuve a inspeccionar las paredes y las torres. Me asomé a lo que había quedado del castillo y de los templos. Por todos lados se habían instalado restos de columnas, arcos y capiteles, casi como en un museo al aire libre. Lo mismo había visto una vez en el interior del coliseo romano.

Cesarea Marítima en Israel

En el sector de lo que era el puerto hay flores entre las viejas piedras. Era el comienzo de la primavera. Entrecierro los ojos cuando miro el horizonte que se recorta sobre ese mar tan azul. Esa línea lejana parece decirme que todo es posible. Que más allá del arco iris, las cosas van a mejorar. Que voy a recuperar la libertad de caminar sin brújula.

Con la certeza de que nada va a ser igual, me quedo con la esperanza de que, tal vez, el mundo termine siendo un lugar mejor.

Cómo llegamos?