Monumentos de Florencia: la catedral, el duomo y el campanile

Monumentos de Florencia: la catedral, el duomo y el campanile

Monumentos de Florencia, Duomo, Campanile
Monumentos de Florencia, Campanile
Monumentos de Florencia, Santa Maria dei Fiori y Campanile
Florencia, Santa Maria dei Fiori

Uno de los placeres de la región Toscana en Italia es la posibilidad de visitar los monumentos de Florencia, a la que se conoce como «cuna del Renacimiento». La última vez había dudado. Como ya conocía a la antigua ciudad, me dispuse a saltearla y entonces recorrer otros de los maravillosos pueblitos. Hice base en San Gimignano,  en el corazón del Valle de Orcia. Los lugares y los paisajes resultaron excepcionales, tal y como lo había soñado. Sin embargo, como no sucumbir a la tentación irresistible de visitar Firenze una vez más? El simple hecho de pensarme paseando por el centro histórico, valía bien el desvío en mis planes. Entonces, hacia allí fui.

Firenze
Monumentos de Florencia, Santa Maria dei Fiori
Si hablamos de los monumentos de Florencia tenemos que referirnos a su arquitectura. El eje de ese universo extraordinario es el conjunto de la catedral Santa Maria dei Fiori, el duomo y el imponente campanario, el «campanile». La cúpula es espectacular y representaba en aquella época la bonanza y el poderío florentinos. La iglesia es en realidad una de las catedrales más importantes de Europa por su tamaño. La base del duomo, obra atribuida a Filippo Brunelleschi, tiene un ancho de casi 90 metros. Es verdaderamente monumental.
Centro histórico de Florencia
Monumentos de Florencia, Baptisterio
Monumentos de Florencia, Puerta dorada del Baptisterio
Una de las cosas más bellas es la vista exterior del conjunto de los monumentos de Florencia. La fachada está construida enteramente con mármol de Carrara color verde, rojo y blanco. El resultado resulta en un revestimiento de gran belleza. Es realmente único. Ubicada justo a los pies del campanario, sentí claramente la grandeza de esos tiempos que hoy parecen irreales cuando Florencia brillaba entre las ciudades de Italia. Sugiero que se lleguen hasta el baptisterio. El edificio estaba soportando refacciones, pero observen la puerta dorada. Es absolutamente exquisita.
El Juicio Final, Santa Maria dei Fiori
Monumentos de Florencia, Santa Maria dei Fiori
Monumentos de Florencia, Santa Maria dei Fiori
Florencia, Santa Maria dei Fiori
Ya en el interior de la catedral, apreciamos los enormes espacios que separan las alas y las capillas. En esta oportunidad las pude recorrer mejor, ya que los visitantes debían mantenerse dentro de un determinado camino señalado a tal efecto. Esto evitaba las aglomeraciones. El reloj ubicado sobre la contra fachada, los arcos, los vitrales y los mosaicos son soberbios. Las escenas del «Juicio Final» sólo podían observarse a una cierta distancia. Lamentablemente, los frescos maravillosos de Giorgio Vasari que revisten el interior de la cúpula no son visibles como en otras oportunidades en las que estuve allí.
Campanile de Florencia
Firenze, centro histórico
Duomo de Florencia, Santa Maria dei Fiori
Comprobé que nunca se puede pasar por alto a Florencia, un auténtico museo al aire libre. Cada uno de sus monumentos, la catedral, la cúpula y el campanario bien valen el desvío. Ni qué hablar del resto de la ciudad de ensueño.

Deja un comentario

Cerrar menú